Lavándonos a parcelas

He dudado mucho sobre si debía o no hablar de este tema sobre todo porque yo ya estoy con el modo puesto en “primavera” diga lo que diga el tipejo ese del tiempo que no para de dar malas noticias.

El caso es que como JAMÁS pensé yo que una cosa así pudiese pasar en un país como este a la vanguardia de la civilización y un ejemplo a seguir en cuanto a técnica, industria y fabricación de cosas se refiere, pues he pensado que el mundo debía saber de nuestra tragedia: SE NOS HAN CONGELADO LAS TUBERÍAS.

Para ser más exactos la tubería del agua caliente de la bañera. Usease, nos lavamos a parcelas.

Me siento como si estuviese de visita en el pueblo de mis padres donde la mitad de la casa no tenía agua corriente y nos teníamos que lavar gracias a una palangana. Así andamos por aquí pero además como los alemanes no saben lo que es un bidé pues imagínense la papeleta…

Lo bueno es que para que la dichosa tubería se descongele tenemos el radiador del cuarto de baño a toda pastilla así que por lo menos da gustito ir. En fin.

6 Responses to “Lavándonos a parcelas”


  1. 1 La inquieta mirada febrero 11, 2012 a las 10:31 am

    Jaja, a mí me ha pasado eso de caerse el mito de la eficacia alemana también, cuando el tren nos dejó tirados rumbo al aeropuerto por una tormenta de nieve ligerísima. Pensé que habría todo un despliegue de medios para los pasajeros, pero naranjas de la China, cada quien tuvo que hacerse con un taxi…
    De las tuberías congeladas, ya me lo había advertido un amigo, pero supongoq ue acá en la ciudad es menos probable… aunque no imposible-
    Saludos

    • 2 lejosperocerca febrero 13, 2012 a las 10:38 am

      ¡Con el tren hemos topado! La verdad que lo de los trenes teutones merece otra entrada porque nos ha pasado de todo. Pero en fin, no vamos siempre a quejarnos.
      Me alegro que las tuberías por allá se encuentren en buen estado y más aún me alegro de que la nuestra ¡haya empezado a funcionar!
      Un abrazo y gracias por pasarte!!!

  2. 3 preciosa febrero 12, 2012 a las 5:25 pm

    Dile a los Alemanes que pongan ub bidè en su vida que
    es muy socorrido para ciertos apuros

  3. 5 Taconessintpaas mayo 22, 2012 a las 2:18 pm

    Jajajaja. Eso de las tuberías nos advirtieron aquí nuestros caseros de que en invierno teníamos que dejar un poco abierto el grifo porque si no se congelaban las tuberías. Vivo en Noruega😀

    • 6 lejosperocerca mayo 24, 2012 a las 5:23 pm

      Hola Taconessintapas!!!

      ¡Por supuesto que sé que vives en Noruega! Te encontré por casualidad en la red al principio de llegar aquí y me enganché con tus recetas.
      Yo que sufro tanto con la falta de luz… puf, creo que me daría un yuyu por esas latitudes.
      Gracias por pasarte. Un saludo!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




La razón de ser de este lugar

Vivir fuera tiene sus cosas. Cada día algo nuevo, una costumbre, una expresión, el aspecto de las cosas y personas que te rodean... Esas cosas son las que me dicen que aquí (sea donde sea) no es como allí. Con esta bitácora quiero contar esas pequeñas cosas que nos hacen distintos y convierten mis estancias en otros lugares en experiencias siempre fascinantes. Por favor, si alguien quiere aportar su granito de arena es bienvenido porque somos muchos que por unas razones u otras vivimos lejos.... pero cerca.
Sell Art Online

Lo que da de sí el invierno

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otro 1 seguidor


A %d blogueros les gusta esto: